“TERMINÉ MIS ESTUDIOS DE INGLÉS”

¡Ay! Frase letal. Los idiomas, como casi cualquier otro campo de conocimiento hoy en día, se encuentran en estado de cambio constante. Si yo hablara y escribiera hoy el inglés que aprendí hace cuarenta años, los hablantes nativos se preguntarían si soy una sobreviviente del siglo 19, y los más jóvenes no comprenderían mucho de lo que dijera.

En tanto no vivimos en un país de habla inglesa en cualquiera de sus variedades, quien no se ha dedicado a la lengua como profesión NO PUEDE pensar que el haber finalizado un ciclo lo libera de seguir tomando clases. Aún si lee y mira películas o series en inglés, pierde fluidez y contemporaneidad. Esos dichosos “phrasal verbs” que tanto le costó aprender se vuelven obsoletos, desaparecen del lenguaje cotidiano, y son reemplazados por otros. Lo mismo ocurre con los pintorescos “idioms”, y con gran parte del vocabulario cotidiano.

Si esto le sucede a alguien que “terminó” un curso formal de, digamos, seis o siete años, ¿imaginan la experiencia de quien abandona a medio camino porque siente que ya “se maneja”? Es lo que yo llamo “un pollo a medio cocinar”. Cuando se da cuenta de la necesidad de retomar, ha olvidado mucho, y bastante de lo que recuerda se ha mezclado en una ensalada cuyos ingredientes hay que separar y recombinar. El resultado es una mezcla de frustración y enojo que suele terminar en un segundo abandono.

Volvamos un momento al ciclo de seis años. Mucho tiempo… Hagamos cuentas: en el mejor de los casos, se toma una hora de clase tres veces por semana, que equivalen a doce horas mensuales, ciento ocho anuales contando de marzo a noviembre, y seiscientos cuarenta y ocho al cabo de los seis años. Total = veintisiete días. Ahí tienen sus seis años. Seamos generosos, y digamos que los estudiantes aplicados dedican, fuera del aula, una hora de estudio por cada hora de clase. Llegamos a cincuenta y cuatro días.

¿Es posible dominar un idioma en menos de dos meses? Absolutamente NO. Muchos cursos prometen que hablarás inglés en menos de ese tiempo. Y sin duda lo harás; lo que se llama “survival English” – inglés para sobrevivir. Pero olvídate de leer una novela que te atrae, o de comprender tu serie favorita sin subtítulos, o de mantener una conversación interesante.

Entonces, ¿qué vas a hacer al respecto?

Advertisements

6 thoughts on ““TERMINÉ MIS ESTUDIOS DE INGLÉS”

  1. Me impresionas, excelente español y realmente te metes por todas partes, eres incansable y muy astuta. Te admiro, llegué aqui no se cómo, siguiendo tus pasos, me pareces divina, fuerte y sumamente inteligente, además se perfectamente cuando una persona es guapa, cosa muy importante.
    Me ha gustado mucho tu pequeño ensayo de curso de inglés y estoy de acuerdo en casi todo, pero reconoce que soy veloz siguiendote…. o no?
    Mist es tu admirador number one

    • Bueno, Mist, creo que nunca recibí tantos cumplidos. Y sí que eres veloz; tanto, que terminarás andando delante de mí 🙂
      Agradezco mucho tu participación, y cuento contigo para darles alas a estos pichoncitos (página y blog).

  2. No, jamás por delante de ti, pero siempre a tu lado. Hay veces en la vida que encuentras a un ángel y se distinguir perfectamente a la gente guapa. No lo tomes a mal, please, creo que eres preciosa, y seguramente sabes lo que digo.
    Pónme a prueba, pon un tema o pideme que ponga un tema, y desmenuzamos lo que sea, se que podemos, o tambien se me ocurre una fantasia de toda la vida, escribir un libro, o un ensayo, o algo a medias, casi lo logro hace miles de años, pero no se dió. También es verdad que no tengo mucho tiempo, trabajo todo el dia, pero contigo puedo…
    Me gustas mucho, la gente no tiene tanta iniciativa, sigue y si quieres yo te sigo
    Love to you

  3. Soy Inglés y el idioma todavía me puedo desafiar. Tienes razón, son los dialectos locales y modismos que la gente tiene problemas con. Es como aprender francés o alemán en la escuela y luego ir allí y hablar, te suena arcaico y rebuscado. Me imagino que aprender realmente lo que tiene que sumergirse en el idioma, sobre todo socialmente.
    ¡Salud
    Laurie

    • Laurie, ¡qué gusto verte acá! Tienes toda la razón. Pero como no todos pueden pasar una temporada en los países donde se habla el idioma, la solución pasa por la práctica supervisada y constante.
      Espero que me visites acá a menudo 🙂

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s